“Me pidieron que ‘marcase’ mis costillas”: Modelo australiana denuncia humillación

La modelo australiana Bridget Malcolm, que trabaja para la prestigiosa marca Victoria’s Secret, sufrió una “vergonzosa humillación” durante una sesión de fotos, en la que le pidieron que ‘marcase’ sus costillas por ‘no encajar’ en los estándares de delgadez de las asistentes de la sesión, según denunció este lunes a través de su blog personal.

La joven, de 26 años, mostró en su cuenta personal de Instagram una fotografía de dicha sesión, en la que se ve que nunca tuvo signos de gordura.

Malcolm, que posaba en traje de baño cerca del mar, contó que durante la sesión una de las mujeres presentes no paraba de mirar su estómago con una mueca de desprecio, negándose a mirarla a los ojos. Cuando le preguntó de manera amable qué pasaba, la mujer  se limitó a contestarle mediante monosílbabos, sin dejar de centrar su mirada en el vientre de la joven.

Tras este momento incómodo, otra mujer le pidió que marcara más las costillas mientras la fotografiaban, y acto seguido le ató un ‘sarong’ (tela típica del sureste asiático, que suele ir ceñida a la cintura) alredor de sus caderas para tratar de “ocultarlas”.

A la hora de comer, la australiana se sentía muy mal con su cuerpo, hasta el punto de odiarse a sí misma debido al ambiente hostil que la rodeó durante toda la sesión. Para más inri, cuando eligió no comer nada, todos los presentes le empezaron a preguntar por qué no comía, qué era lo que sucedía, hecho que acrecentó el sentimiento de humillación que estaba viviendo. En la segunda parte de la sesión se percató de que todas esas preguntas no eran más que una preocupación fingida.

Asimismo, Malcolm explicó que, a diferencia de la falta de respeto con la que la trataron a ella, a la otra modelo, una chica de 16 años y más delgada, le hablaron con amabilidad en todo momento. “La gente debería poder ver a las mujeres con cuerpos similares a los suyos, no deberían mirar a adolescentes hambrientas y cansadas que aún no han llegado a la pubertad”, sentenció en el texto publicado.

Malcolm escribió en su blog una entrada en la que relató cómo dejó de sentir que su cuerpo le pertenecía, y los problemas de salud que eso le produjo. Asimismo, explicó que tras hartarse de nunca estar lo suficientemente delgada y de atraer miradas “de desprecio”, decidió “hacer las paces” con su cuerpo y criticar las injusticias que se producen “a puerta cerrada en la industria de la moda”.

(Visitas 264 )
Please follow and like us:

You might be interested in

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *